Inicio » Locales » Apertura del 28º Período de Sesiones Ordinarias del Concejo Deliberante Departamento General Felipe Varela

Apertura del 28º Período de Sesiones Ordinarias del Concejo Deliberante Departamento General Felipe Varela

DSC_0113

La Apertura de la 130° Sesiones del Concejo Deliberante del departamento estuvo presidida por el intendente Hugo Páez; junto al vice intendente Carlos Vergara, los concejales del cuerpo deliberativo, secretarios y directores municipales, y distintas autoridades de instituciones no gubernamentales, medios de comunicación y público en Gral, el acto comenzó con el izamiento de las banderas en plaza San Martin.

 

 

DISCURSO INTENDENTE

 

 

 

Señor Presidente:

Es para mí un grato honor poder estar en este acto de democracia, en especial, por ser éste mi último año de mandato como Intendente Municipal del Departamento General Felipe Varela.

Pero no quisiera despedirme de las autoridades de este cuerpo deliberativo sin hacer mención al largo camino que juntos hemos recorrido para afianzar las instituciones representativas del pueblo del departamento.

Hoy, al mirar atrás en el tiempo, veo con orgullo y alegría los grandes desafíos que supimos superar, apoyados en el protagonista más importante de la democracia, que es el pueblo que supo interpretar el mensaje que quisimos llevar a cada hogar y a cada rincón de este bendito suelo.

Por eso, durante nuestra gestión se ha priorizado la justicia social por ser la única política que da sustento real al sistema de gobierno y a la forma de vida y organización que los argentinos hemos abrazado desde hace más de 30 años.

Pero debemos saber que la democracia es una construcción permanente que siempre nos demanda esfuerzos, inventiva y sacrificio para perfeccionarla, anteponiendo el interés de las mayorías antes que nuestros propios intereses. Ustedes y yo sabemos que apenas somos una página en la historia que se está escribiendo, y que deberá ser continuada por las generaciones venideras, con la seriedad y la responsabilidad que implica representar la voluntad popular y defender los derechos de todos, pero especialmente de los que menos tienen.

Pero es evidente que cada palabra que decimos debe ser sostenida con la acción. Es por ello que hemos logrado una gestión de gobierno que, a pesar de la escasez de recursos genuinos con los que hemos contado en el Municipio, nunca se dejaron de lado aspectos tan importantes como las pequeñas obras públicas, la ayuda directa a hogares con deficiencias habitacionales aportando materiales y/o mano de obra, los servicios esenciales a la comunidad, el apoyo a las instituciones del medio, tanto civiles como gubernamentales y, por supuesto, la política social.

En este último aspecto, nuestra gestión ha sostenido una política firme, seria y constante para suplir la falta de puestos de trabajo genuinos en el departamento y la escasez de recursos humanos en este Municipio debido a la importante cantidad de bajas en el personal permanente y la falta de nuevos nombramientos. Por eso, actualmente financiamos más de 500 becas laborales para diferentes tareas en todo el departamento. Sabemos que esta no es una solución de fondo, pero no podemos abandonar a los jóvenes que necesitan de ingresos mensuales para el sostén de sus familias.

En igual sentido, nuestro gobierno ha gestionado en Nación y entregado cerca de 400 pensiones no contributivas para familias y hogares que no cuentan con ingresos formales en el departamento. Entre las becas laborales y las pensiones nuestra gestión ha conseguido inyectar al circuito económico de nuestra zona más de 1 millón de pesos mensuales que retroalimentan al comercio y los servicios locales.

En éste último año y entre las obras que se realizan por la Administración municipal me gustaría informar a la comunidad el avance de algunas de ellas: la pista de salud en el ingreso a la localidad de Guandacol que tiene aproximadamente un avance del 70 por ciento; la continuación de la obra de puesta en valor de la Costanera en calle Facundo Quiroga de Villa Unión; la apertura de la continuación de la calle Honorato Guerrero hacia el Barrio Facundo de nuestra ciudad y el alumbrado público en esa arteria; el comienzo de ejecución de los cordones cuneta en el distrito Banda Florida; la continuación de obras de ampliación y mejoramientos en los cementerios municipales de Pagancillo, Guandacol y Los Palacios.

También quiero informarles, señor presidente, que este Municipio ha concluido con todos los requerimientos técnicos y administrativos para que Nación comience a construir las 200 nuevas viviendas en nuestro departamento, restando sólo la firma de los últimos documentos legales para el comienzo de estas tan anheladas obras.

Es justo, además, resaltar la importancia de una política pública que este Municipio ha abrazado desde hace 6 años y que es única en la provincia como esfuerzo de articulación entre Nación y Municipio para la generación de empleos, como es el Plan de Acuerdos Territoriales para la conformación de entramados productivos, de servicios y socio educativos. Hay que destacar que este Municipio ha desarrollado esta política de crecimiento económico junto a instituciones nacionales tan importantes como el INTA, la UNLaR, la Subsecretaría de Economía Familiar y también otras instituciones locales como los consorcios de usuarios de agua, las cooperativas de productores y las asociaciones prestadoras de servicios.

De hecho, ya tenemos resultados concretos como son la entrega de tractores al Consorcio de Usuarios de Agua de Villa Unión y la Cooperativa de Guandacol; la puesta en funcionamiento de una planta procesadora de nueces de última generación en la localidad de Aicuña; la entrega de vehículos para uso turístico y educativo y demás implementos necesarios para el fortalecimiento de la Asociación Runa Mayu en Banda Florida.

En ese marco, también debo destacar el comienzo de la construcción de la Feria Regional de Productores y Artesanos en la vieja terminal de ómnibus de Villa Unión. Para ello, ya hemos adquirido maquinarias y equipamiento para la conservación, el transporte y la comercialización de productos alimenticios elaborados en la zona, garantizando los más altos estándares de calidad para beneficio del consumidor y futuro crecimiento de este emprendimiento.

Por último, y no menos importante, es la reparación y mantenimiento del parque automotor del Municipio, así como la adquisición de nuevos móviles que beneficiarán no sólo a este último año de gestión, sino también al futuro gobierno departamental que, seguramente, deberá profundizar los cambios y logros que juntos hemos conseguido en estos 8 años al frente de la administración municipal.

Para concluir este mensaje, señor Presidente, quiero dejar bien en claro que si no se hizo más no fue por falta de voluntad ni por falta de gestión. Es bueno saber que este gobierno ha lidiado cotidianamente con la escasez de recursos económicos, humanos, materiales y técnicos para afrontar las necesidades de uno de los departamentos más complejos de la provincia, dada su dispersión geográfica, las grandes distancias que separan a un pueblo de otro y de la capital y las diferentes realidades socioeconómicas que conviven en nuestra comunidad.

Por eso, señor Presidente, quiero decirle que no me voy conforme, pero si tranquilo, porque hemos puesto lo mejor de nuestras capacidades al servicio total e incondicional de nuestra gente. Quienes vengan a sucedernos tendrán la obligación de sostener en nuestro suelo el proyecto nacional y popular que ha cambiado la historia de la Argentina.

Muchas gracias.

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*